La Ley DREAM permitiría a gente joven que fue traída a este país en la infancía, se hallan graduado de la secundaria y no hallan tenido problemas legales, ganarse un camino a la ciudadanía alistándose en el ejercito o matriculándose en la universidad. Apoyo decididamente esta legislación. Estoy orgullo de haber votado por la Ley DREAM de Texas y estoy asimismo orgulloso de conocer y dar trabajo a DREAMers y espero poder hacer todo lo que esté en mi mano para apoyar la Ley DREAM en el futuro. 

La diversidad es nuestra fuerza. Debemos continuar creando caminos legales a la ciudadanía para gente dispuesta a esforzarse, dar a la comunidad y ayudar a escribir el próximo capítulo de la historia americana.